fi-como-orar-por-los-que-mentoreas

Equipos y Liderazgo

Los mentores hacen un compromiso básico de orar por sus mentorados. Filipenses 1 nos enseña cómo hacerlo.

Jump to Questions

Dios quiere que oremos por los que estamos discipulando. En Filipenses, Pablo ora por la gente que había llevado a Cristo. Aquí aprendemos cómo orar por las personas que están nuestras propias vidas mediante el estudio de cómo Pablo oró.

  • Un verdadero discipulador comparte la verdad de Dios en amor y ayuda a las personas a vivirla. Si no estás discipulando a alguien, ora para que Dios ponga a alguien en tu vida para que puedas comenzar una relación de discipulado. Si ere padre o mentor, debes estar discipulando a tus hijos o a tus mentorados, ayudándoles a vivir la verdad de Dios en amor.
  • Da gracias con un corazón lleno de alegría. Recuerda de agradecer a Dios con alegría por las personas en tu vida. A veces sólo pensamos en orar por aquellos que están enfermos o sufriendo, pero es bueno dar gracias por las personas que estamos ayudando a traer a Jesús

Filipenses1:3-4 Cada vez que pienso en ustedes, le doy gracias a mi Dios. 4 Siempre que oro, pido por todos ustedes con alegría,

  • Ora con confianza. Ora para que Dios continúe el trabajo que se ha iniciado en la vida de la gente que estás discipulando. Ore para que tus hijos y aquellos bajo tu influencia obtengan el conocimiento y la comprensión de la verdad de Dios.

Filipenses 1:6-11 Y estoy seguro de que Dios, quien comenzó la buena obra en ustedes, la continuará hasta que quede completamente terminada el día que Cristo Jesús vuelva. Está bien que sienta estas cosas por todos ustedes, porque ocupan un lugar especial en mi corazón. Participan conmigo del favor especial de Dios, tanto en mi prisión como al defender y confirmar la verdad de la Buena Noticia. Dios sabe cuánto los amo y los extraño con la tierna compasión de Cristo Jesús. Le pido a Dios que el amor de ustedes desborde cada vez más y que sigan creciendo en conocimiento y entendimiento. Quiero que entiendan lo que realmente importa, a fin de que lleven una vida pura e intachable hasta el día que Cristo vuelva. Que estén siempre llenos del fruto de la salvación —es decir, el carácter justo que Jesucristo produce en su vida—[a] porque esto traerá mucha gloria y alabanza a Dios.

Ora Filipenses 1 sobre las personas en tu vida que estás llevando a Cristo, con la confianza de que van a crecer a amarse unos a otros, conocer la verdad de Dios, y a vivirla.

Preguntas para comentar:

  1. Preparación: Ver el video juntos o invita a alguien para resumir el tema.
  2. ¿Cuál es tu reacción inicial al video/artículo? ¿Está de acuerdo con alguna parte? ¿Qué  saltó a la vista?
  3. En una escala de 1 a 10, califica tu vida de oración. ¿Cómo sueles orar? ¿Por quién oras por lo general?
  4. ¿Alguna vez alguien te ha mentoreado? ¿Cómo afectó esto tu caminar con Cristo?
  5. Lee Filipenses 1:9-11. Enumera las 3 cosas por las que puedes orar mientras levantas a tus mentorados.
  6. ¿Quién en tu vida puedes discipular o mentorear y que no lo estás mentoreando?
  7. Llévatelo: Escribe una medida de acción personal basada en esta conversación.

ENLACES Y DESCARGAS