Crianza

Cuando se produce el mal comportamiento, tenemos que tener cuidado de no hacer que nuestra respuesta a nuestros hijos tenga el mayor enfoque.

Ir a las preguntas

Esta es una adaptación del canal de YouTube de Bryan y Tracy Dwyer.

Como padres, nuestra respuesta a cuestiones del comportamiento de nuestros hijos – especialmente cuando se convierten en adolescentes tienen mucho valor. Queremos modelar el mejor comportamiento para nuestros hijos en todo momento, incluso en la resolución de los conflictos que empiezan por una mala decisión que tomaron. En estas situaciones, tenemos que tener cuidado de no hacer que nuestra respuesta sea el enfoque mayor. Si este es el caso, tu hijo o hija se siente justificado,a para no escuchar tu consejo e incluso puede utilizar la situación para echarte a ti la culpa.

[Relacionado: Cómo ser un genio de la crianza]

Hacer una pausa es la clave para mantener el enfoque de la situación sobre el comportamiento de tu hijo,a y no en el tuyo. Si bien puede ser difícil no responder de manera inmediata, especialmente cuando estás molesto,a por el comportamiento, hacer una pausa de cierto tiempo puede conducir a un mejor entendimiento entre tú y tu hijo,a. Planea una conversación con él o ella un poco después para que tengas tiempo de ordenar tus pensamientos acerca de cómo responder a la situación. Esta vez también puede darte la oportunidad de consultar con tu cónyuge para determinar cómo manejar la situación. Además, tu hijo o hija tendra más tiempo para pensar en sus acciones, manteniendo así el enfoque en tu hijo,a y en el problema verdadero y no en la manera en que responder al comportamiento en cuestión.

Recuerda, tú eres el adulto. Actua como tal a pesar de una situación potencialmente perturbadora. Una reacción exagerada no le enseñará a tu hijo,a lo que quieres que él o ella aprenda.

[Relacionado: La meta final de la crianza de los hijos]

Preguntas para comentar:

  1. Preparación: Ver el video juntos o invita a alguien para resumir el tema.
  2. ¿Cuál es tu reacción inicial al video/artículo? ¿Está de acuerdo con alguna parte? ¿Qué  saltó a la vista?
  3. ¿Alguna vez has tenido una situación en la crianza en la que tu respuesta se convirtió en el enfoque máximo? Describe la situación y el resultado de tu respuesta.
  4. ¿Cómo el haber pausado hubiera cambiado una situación reciente en la crianza de tu hijo? Explica.
  5. Planea qué decirle a tu hijo la próxima vez que necesites hacer una pausa para pensar en tu respuesta.
  6. Llévatelo: Escribe una medida de acción personal basada en esta conversación.